Quebrantahuesos muerto

Éxito y llenazo para hacer feliz a Anayeta.

3.500 personas y casi una veintena de artistas se dieron cita el sábado en la sala Multiusos de Zaragoza para dejar bien claro en el Canal Roya Fest que el Pirineo no se vende, que el Pirineo se defiende

Poco más de las 19.30 de la tarde eran cuando las filas empezaron a presagiar que iba a ser una noche inolvidable. Impecable la colaboración de las personas voluntarias que hicieron un trabajo excelente para que el acceso fuera ordenado y rápido ante la avalancha de solidaridad que empujaban 3.500 personas.

La Plataforma en Defensa de las Montañas de Aragón (PDMA), organizadora del festival con el respaldo de las principales organizaciones ecologistas, tenía muy claros los tres objetivos de la noche. Primero conseguir la respuesta de artistas para llenar el escenario, eso estaba más que cumplido viendo el cartelazo que hubo. Segundo conseguir la respuesta de la sociedad para llenar la sala, todo vendido. Y por último y más importante conseguir la respuesta del Gobierno de Aragón para declarar el Parque Natural del Anayet y que no haya que temer por el futuro de ese maravilloso espacio natural, que sigue en el punto de mira. Objetivo pendiente.

El festival empezó con Ángel Petisme y un “mensaje de amor a nuestras montañas, a la vida y a Canal Roya”; y continuó con La Ronda de Boltaña que estuvo especialmente reivindicativa con las lenguas, el Pirineo y un Aragón que todas y todos soñamos. Junto a sus letras y melodías, hubo tiempo también para recordar a la 43 y esa reciente derogación de la Ley de Memoria. Tras ellos Joaquín Pardinilla Sexteto dio un poco de respiro y nos permitió disfrutar de un virtuosismo habitual en ellos, para coger con fuerza la tremenda energía de Viki Lafuente que como siempre fue un torbellino de talento y voz.

“Canal Roya no se vende”

Tras este primer bloque de actuaciones, una representación de las entidades que promovieron el concierto leyó un manifiesto: “Buenas noches Canal Roya Fest. En nombre de la Plataforma en Defensa de las Montañas de Aragón y de todas las organizaciones y personas que la componen queremos daros la bienvenida a todas y dar gracias. Gracias a todos los artistas que están participando por amor a Canal Roya y el Pirineo y haciendo posible el festival. Gracias también a la infinidad de artistas que han querido participar pero no ha sido posible por la limitación del tiempo o las agendas. Gracias al impresionante número de técnicos y a las decenas de personas voluntarias que desde la organización están haciendo que se corone con éxito la cima de este festival. Y por supuesto, gracias a todas vosotras que estáis abarrotando esta noche la sala Multiusos. Un lleno absoluto, todo un éxito. Sin olvidar, ante semejante éxito, a todas las personas que han querido estar pero no han podido por tener el aforo completo o por circunstancias personales. Gracias igualmente”.

“Estamos seguras de que Anayeta y Canal Roya dan las gracias igualmente, por sentirse defendidas por una multitud ante los que las quieren destruir. Lo mismo que Castanesa, un maravilloso valle en una situación similar. El éxito de esta noche se une al ya conseguido en primavera, y refuerza la idea de que la sociedad aragonesa clama, hoy también con música y una maravillosa banda sonora, la necesidad de que Canal Roya, de que Castanesa, de una vez por todas, estén protegidas y libre de amenazas. Canal Roya se protege, no se destruye. Vamos a conseguir su protección dentro del Parque Natural del Anayet, no reblaremos hasta conseguirlo. ¡Por un Pirineo sin especulación! ¡Ni en Canal Roya ni en Castanesa! ¡Por Canal Roya protegida!”, concluía el manifiesto que fue respondido con un ensordecedor “Canal Roya no se vende” entonado por las 3.500 gargantas que llenaban la Multiusos.

“Donde ves futuro, ellos ven negocio”

Llegó después el turno de Sara Socas y sus increíbles compañeras de escenario, un lujo de representación, feminismo y reivindicación continua. Salir de los estereotipos y hacernos bailar marcó la actuación de la canaria y su banda que llegaban a Zaragoza con su primer disco bajo el brazo “TFN-MAD”. Tras ella, un representante del mejor rap zaragozano, Rapsusklei “siempre apoyando las causas nobles”. Habló también de Palestina y de los seis de Zaragoza —luchas muy presentes durante todo el festival gracias a las proyecciones— en los poco menos de 20 minutos que estuvo en el escenario y en los que sonó algún avance de su último disco, “Lágrimas”.

Ixo Rai! apareció después para decirnos que no nos quedáramos sin entrar, unos minutos de actuación que como siempre pasa con este grupo saben a poco porque siempre queremos más. Hubo tiempo para bailar, para reivindicar y para recordar que Aragón fue la vergüenza de Iberduero y ahora en 2024 nos queda mucho que luchar. “Canal Roya no se vende”, fue el mensaje de Ixo Rai! a Javier Lambán, “que lo empezaste tú”, y a Jorge Azcón al que también le mandaron un “aquí se charra aragonés y catalán”. Junto a ellos, Jesús Cifuentes “Cifu” de Celtas Cortos también aportó sus canciones —entre ellas el mítico “20 de abril”— y apoyo a la protección de Canal Roya, así como a la defensa de los servicios públicos y la cultura frente a un fascismo que quiere arrasar con todo.

Los tres raperos zaragozanos Furelguti & Krevi Solenco & Manu Haller consiguieron hacer vibrar a una entregada Multiusos. “Donde tu ves nieve, ellos ven negocio. Donde ves futuro, ellos ven negocio”, rapearon sobre el escenario esta liga de la justicia. Tras ellos, Con-fusas y Aurora Beltrán —voz inconfundible de Tahúres Zurdos— reivindicaron ver el Anayet sonriente y por ello también aportaron su música. En la recta final del Canal Roya Fest, tras casi seis horas de conciertos, L’Asia & Mendas del Cierzo subieron pisando fuerte al escenario. En su último tema, recién estrenado, L’Asia describe como “fusionando y disfrutando defienden a través de la música el placer de crear desde la unión y el respeto dejando de lado la competición para abrazar la buena vibra a través del reggae”. Durante toda la noche DJ Luna Roja y DJ Pendejo ambientaron los cambios y se encargaron de cerrar la gran fiesta en defensa del valle pirenaico que tuvo lugar el sábado.

Cabe destacar el trabajo y atención de todas aquellas personas que tuvieron que ver con la producción del evento y que demostraron que un objetivo común mueve mucho y mueve bien. El Pirineo es de todas, no de unas pocas, así que seguiremos defendiendo lo que amamos para que nadie pueda especular con la riqueza común de todas las personas de Aragón.

Fuente:

https://arainfo.org/exito-y-llenazo-para-hacer-feliz-a-anayeta/